es

Pokerholdem.com: Estrategias de Poker Texas Holdem

La imagen del jugador

> > La imagen del jugador
Imagen del jugador

Cuando estás sentado en la mesa, es importante que seas consciente de tu propia "imagen de mesa" y de la imagen de los jugadores que te rodean. La imagen de mesa es esencialmente el modo en que un jugador de poker percibe el juego de otro jugador, que viene determinado por la forma en que jugamos al poker.

Por ejemplo, si un jugador no está jugando muchas manos y sólo está entrando en botes con manos de inicio premium, los otros jugadores de la mesa pueden darse cuenta de que ese jugador es muy selectivo, y así tendrán una imagen de mesa selectiva.

Por consiguiente, si un jugador está entrando en muchos botes e igualando subidas con frecuencia, puede ser considerado un jugador poco selectivo, por lo que tendrá una imagen de mesa poco selectiva.

¿Qué influye en la imagen de mesa?

Tu imagen de mesa se construye principalmente por la forma en que juegas al poker, pero también puede verse influida por la forma en que te comportas mientras estás en la mesa. Es normal que los jugadores construyan una imagen a través de su estilo de juego individual, ya sean selectivos o poco selectivos, pero en ocasiones lo que digas o hagas en la mesa podría eclipsar tu estilo y representar un estilo de juego diferente para tus rivales.

Tu imagen de mesa se verá influida por la forma en que juegas tus cartas la mayor parte del tiempo.

Si eres hablador y llamas la atención en la mesa, tus rivales pueden creer que te lo estás pasando bien y que probablemente estás jugando una serie de manos por entretenimiento, y esto creará una imagen de mesa poco selectiva.

A la inversa, si eres callado y reservado, entonces es posible que te consideren un jugador selectivo. No obstante, los jugadores más avanzados y observadores ignorarán lo que dices o haces y dejarán que las cartas hablen cuando se trate de asignarte mentalmente un estilo de juego.

Importancia de la imagen de mesa

La imagen de mesa es importante porque influirá en el modo en que tus rivales juegan sus manos contra ti. A un nivel básico...

Imagen poco selectiva

Si tienes una imagen de mesa poco selectiva, puede que tus rivales estén más dispuestos a entrar en botes contigo, porque sabrán que tus requisitos para manos de inicio serán más bajos que los de un jugador selectivo.

Imagen selectiva

Si tienes una imagen de mesa selectiva, tus rivales serán más reacios a entrar en botes contigo porque tendrán miedo de que tengas una mano grande cada vez que entres en un bote. Ambos estilos de juego tienen sus propios beneficios únicos.

Ventajas de una imagen selectiva

Básicamente, la imagen de mesa selectiva es beneficiosa porque siempre vas a entrar en botes con manos buenas, y por lo tanto, si sólo juegas estas manos de inicio premium, tiene sentido que ganes más botes de los que pierdas. Además, tus rivales estarán preocupados constantemente por la fuerza de tu mano si te has creado una imagen de mesa selectiva.

Por consiguiente, podrás tirarte faroles con éxito ante tus rivales con más frecuencia que si tuvieras una imagen poco selectiva, y llevarte botes extra de vez en cuando con la peor mano. La principal perdición de tener una imagen selectiva es que es menos probable que ganes dinero con algunas de tus manos grandes porque tus rivales creerán que tienes una buena mano cuando apuestas, así que se retirarán.

Ventajas de una imagen poco selectiva

Tener un estilo de juego poco selectivo también tiene sus ventajas...

Mientras que, si juegas de forma selectiva, tus rivales se retirarán cuando tengas manos grandes, es más probable que ganes dinero con estas manos grandes si tienes una imagen de mesa poco selectiva. Esto se debe a que, para crear esta imagen poco selectiva, habrás estado apostando y subiendo con frecuencia en manos anteriores, por lo tanto tus rivales sabrán que no puedes tener una mano fuerte siempre e igualarán tus apuestas y subidas con la esperanza de que te estés tirando un farol.

Sin embargo, hay que decir que, sólo porque estés jugando de forma poco selectiva, no significa que ganes dinero en todas tus manos grandes. Simplemente significa que harás que tus rivales igualen tus apuestas y subidas con más frecuencia que si tuvieras una imagen de mesa selectiva.

Lo peor de esta imagen poco selectiva es que te expones a perder una serie de fichas mientras intentas creártela. Al entrar en una serie de botes con manos subestándar puedes encontrarte en situaciones complicadas con manos marginales y, por lo tanto, pierdas fichas en el proceso.

Evaluación de la imagen de mesa en el poker

Como puedes ver, tanto la imagen de mesa poco selectiva como la imagen de mesa selectiva tienen sus pros y sus contras. No obstante, es difícil decir cuál de las dos sería la más rentable a largo plazo. Ambas imágenes y estilos de juego pueden utilizarse de forma rentable en la mesa de poker si se emplean de forma correcta.

No obstante, hay que decir que experimentarás una mayor cantidad de varianza jugando con el estilo poco selectivo y teniendo una imagen poco selectiva que con una imagen de mesa selectiva.

Ambas imágenes de mesa tienen sus ventajas, pero la imagen poco selectiva tiende a cosechar mayores recompensas.

También deberías saber que la imagen de mesa sólo es útil si tus rivales están tomando nota de forma activa del modo en que juegas. Si tus rivales no están preocupados por la forma en que juegas, entonces no puedes crear una imagen de mesa. Esto es especialmente cierto en los micro stakes, donde los rivales están principalmente interesados en la forma en que juegan sus propias manos. Por lo tanto, la importancia de la imagen de mesa aumenta a medida que subes en los stakes y juegas contra jugadores más avanzados.

Promedio: 5 (1 vote)